Página principal Condiciones Afecciones oculares comunes | Read in English

Afecciones oculares comunes

Como profesional de la visión a nivel de familias en una comunidad en el centro de Minnesota, encuentro muchos pacientes con trastornos oculares comunes que pueden, o no, ser graves. Asimismo, con frecuencia las personas llaman o envían correos electrónicos para saber si un determinado síntoma, tal como enrojecimiento ocular o hinchazón de ojos, justifica una visita al médico.

Esta página lo ayudará a conocer el tipo de trastorno ocular que es posible que usted tenga, y cómo se debería proceder. Sin embargo, es importante reconocer que estas pautas son solamente un panorama y ciertamente no deberían reemplazar una consulta con su propio profesional de la visión.


En general, los trastornos oculares comunes pueden desglosarse en los principales síntomas oculares, facilitando su clasificación para proponer guías específicas. Las principales categorías incluyen:

  • Enrojecimiento
  • Picazón
  • Hinchazón
  • Ardor
  • Traumatismo
  • Dolor
  • Desenfoque (disminución de la visión)
  • Manchas, destellos y cuerpos flotantes

¿Qué sucede si sus ojos están enrojecidos e irritados?

El enrojecimiento de ojos tiene diversas causas, como infección, inflamación, alergia, vasos sanguíneos lesionados y traumatismo. Si lo blanco del ojo (esclera) luce enrojecido o de un color rosa, es posible que usted tenga una de las siguientes afecciones:

Hasta que sepa más sobre lo que puede estar causando su problema, debe evitar frotarse los ojos.
  • Conjuntivitis. Si tiene hijos, es casi seguro que usted conozca algo sobre la infección ocular llamada conjuntivitis. Los adultos también pueden contraerla. Si el enrojecimiento proviene de una forma de conjuntivitis, también tendrá síntomas como picazón, ardor o escozor, secreción ocular, hinchazón, lagrimeo, o una combinación de estos. Algunas formas de conjuntivitis son contagiosas, y otras no. La conjuntivitis alérgica, por ejemplo, no es contagiosa. Pero las formas virales y bacterianas de la conjuntivitis lo son. Por ello, es mejor consultar a su profesional de la vista para obtener un diagnóstico y determinar un posible tratamiento.
     
    Consejo rápido: Hasta que sepa más sobre lo que puede estar causando su problema, debe evitar frotarse los ojos. Asegúrese de lavarse las manos frecuentemente. Para su alivio, use compresas húmedas y frías sobre los párpados cerrados.
  • Alergias oculares. Las alergias pueden ser estacionales (primavera y otoño), o pueden tener lugar cuando algo irritante (alérgeno) invade sus ojos, como la pelusa de gato o gases. Los síntomas de las alergias oculares incluyen picazón, enrojecimiento, lagrimeo e inflamación en los ojos. La manera en que se afectan sus ojos depende de la estación del año y de los tipos de plantas que estén presentes en el área en que usted vive. Nosotros, los habitantes de Minnesota, tendemos a sufrir de muchos problemas de alergias estacionales en verano y otoño. Pero muchas personas también pueden tener alergias todo el año debido a ácaros del polvo, moho, etc.
     
    Consejo rápido: Use compresas húmedas y frías sobre los párpados cerrados. También puede aliviarse si toma un antihistamínico oral de venta libre. Si la alergia continúa molestándolo, quizás necesite ver al profesional de la visión para obtener una receta de un medicamento que lo ayude a lidiar con los síntomas.
  • Lesión en un vaso sanguíneo. Los minúsculos vasos sanguíneos de la esclera (lo blanco del ojo) pueden lesionarse por someterse a un esfuerzo, estiramiento, frotarse el ojo o sin razón. Cuando esto sucede, el ojo se torna rojo brillante por la sangre que se filtra por debajo de la conjuntiva transparente que recubre la esclera. Esto se llama hemorragia subconjuntival.
     
    Es atemorizante ver un ojo rojo por una hemorragia subconjuntival, pero en general es inofensiva y normalmente no se lo considera una emergencia.
     
    Consejo rápido:Para estar seguro, debe ver al profesional de la visión dentro de un día o dos de notar los síntomas, a fin de garantizar que no exista ninguna causa subyacente de la lesión del vaso sanguíneo. En este caso, no hay ningún tratamiento más que dejar que transcurra el tiempo, para la mayoría de estas filtraciones de sangre. Siempre les digo a mis pacientes que inventen una muy buena historia, ¡porque todo el mundo les preguntará qué le ocurrió!
  • Traumatismo ocular. Recibir un golpe en el ojo ciertamente puede ocasionar un enrojecimiento, conjuntamente con dolor y visión borrosa. El ojo puede rasguñarse o hundirse, pero también podría existir un daño oculto dentro del ojo, tal como un desprendimiento de retina, que puede ser muy grave y debe ser tratado lo antes posible. A menos que el golpe sea suave, los traumatismos oculares deben ser tratados por un profesional de la visión de inmediato.
     
    Consejo rápido:Para lograr un cierto alivio rápidamente, coloque una compresa muy fría o un paquete de hielo en el ojo lesionado. Evite frotarlo. Si no encuentra a un profesional de la visión, diríjase a una sala de emergencias o a un centro de atención médica de urgencias para recibir ayuda.
Afecciones oculares comunes

Picazón en los ojos

Casi todos los casos de picazón en los ojos son causados por algún tipo de alergia. Con frecuencia, es posible aliviar una picazón leve con gotas oftálmicas lubricantes de venta libre. Yo recomendaría evitar los que quitan el enrojecimiento (descongestivos), ya que pueden ser adictivos. También puede utilizar compresas frías o paquetes de hielo para aliviar la picazón en los ojos.

Es posible que una picazón grave necesite más atención, como antihistamínicos orales o gotas oftálmicas de venta con receta. Si bien la picazón de ojos no constituye una emergencia, quizás deba consultar con el profesional de la visión para recibir indicaciones o una receta.

Si sus párpados están rojos e inflamados, tal vez tenga blefaritis. Asegúrese de visitar al médico para determinar la causa y el tratamiento apropiado.

Consejo rápido:¡Intente no frotar sus ojos! Al frotarlos, se liberan químicos llamados histamínicos que en realidad empeoran la picazón.

Visión borrosa

Si experimenta visión borrosa que aparece repentinamente y persiste, considérelo un caso de emergencia. Concurra a ver al profesional de la visión, a la sala de emergencias o al centro de atención médica de urgencias.

Si un ojo se torna borroso o ve negro súbitamente, como si se cerrara una cortina, esta situación constituye una emergencia y el profesional de la visión tiene que examinarla, o usted tiene que concurrir a una sala de emergencia o a un centro de atención médica de urgencias. Esto podría significar un problema de retina, como un desprendimiento, e incluso un derrame.

Si experimenta una visión levemente borrosa que aparece y desaparece, podría deberse a cansancio, sequedad o la fatiga ocular digital. Tenga en cuenta que muchas afecciones oculares pueden causar cierto grado de visión borrosa, también la conjuntivitis, alergias, sequedad ocular e incluso mucha exigencia en cuanto a la visión de cerca. La mayoría de ellas no son situaciones de emergencia.

Consejo rápido:En presencia de visión borrosa, intente descansar sus ojos. Si persiste la visión borrosa, fije una consulta para realizarse un examen ocular.

Inflamación de ojos

La presencia de una inflamación anormal alrededor de los ojos es síntoma de una alergia. Por supuesto, un traumatismo como recibir un golpe en un ojo también puede ocasionar una hinchazón.

Consejo rápido:Si la causa de la inflamación en los ojos es una alergia, es posible que tenga que tomar un descongestivo en forma oral, de venta libre, para aliviar los síntomas.

Ardor en los ojos

El ardor en los ojos puede ser causado por alergias, sequedad, cansancio, estrés en la visión (como el generado por el trabajo en la computadora) o por una combinación de todo lo anterior. En general, la sensación de ardor no constituye una emergencia, pero conviene hablar con el médico en caso que persista.

Consejo rápido:Muchas veces, el ardor o escozor en los ojos pueden aliviarse con gotas oftálmicas lubricantes de venta libre y también con descanso. También puede ayudar la aplicación de compresas húmedas y frías sobre los ojos cerrados.

Dolor en los ojos

El dolor en los ojos puede ser punzante o sordo, interno o externo, constante o intermitente, punzante o pulsátil. Como regla general, si sufre de dolor ocular conjuntamente con enrojecimiento, debe considerar este cuadro como una emergencia, y ver al profesional de la visión o concurrir a una sala de emergencias o un centro de atención médica de urgencias, en forma inmediata.

El dolor ocular constante, en especial cuando mueve los ojos o ejerce una presión leve sobre ellos, en ocasiones puede indicar la presencia de una inflamación de alguna de las partes oculares internas. Esto significa que debe intentar ver al médico lo antes posible para obtener un diagnóstico y un tratamiento.

Con frecuencia, ayudo a personas con artritis reumatoide o fribromialgia (dolor crónico en todo el cuerpo) que sufren de un dolor ocular relacionado. El dolor ocular algunas veces es causado por sequedad, lo que debe tratarse con medicamentos de venta libre o con receta. A veces, el dolor ocular está ocasionado por algo grave, como la uveitis. Se trata de una inflamación de los tejidos internos del ojo, como el iris. También en este caso, este tipo de afección debe tratarse cuanto antes.

El dolor ocular junto con visión borrosa debe considerarse una emergencia y ser controlado lo antes posible por el profesional de la visión o en una sala de emergencias o centro de atención médica de urgencias.

Consejo rápido:Si el dolor ocular es sordo, como un dolor de cabeza en el ojo, pero no hay enrojecimiento ni visión borrosa, podría ser causado por un abuso o esfuerzo de la visión o incluso problemas en los senos nasales. Sugiero que vea a su médico únicamente si no desaparece con reposo o quizás con algo como Tylenol o Advil.

El dolor ocular junto con visión borrosa debe considerarse una emergencia y ser controlado lo antes posible por el profesional de la visión o en una sala de emergencias o centro de atención médica de urgencias.

Manchas, destellos y cuerpos flotantes

La mayoría de las manchas y cuerpos flotantes son normales. Ocurren por partículas de proteína y otros tejidos que se incrustan en el material transparente, parecido al gel (vítreo) que llena el interior del ojo.

A medida que envejecemos, el vítreo se torna más líquido y esas hebras similares a hilos que se mueven ("flotan") con más facilidad dentro del vítreo, lo que los hacen más evidentes. Asimismo, el vítreo puede separarse o desprenderse de su conexión con la retina, causando más cuerpos flotantes.

Algunos cuerpos flotantes, en especial cuando están acompañados por destellos de luz, pueden indicar que está sucediendo algo grave dentro del ojo, que podría causar un desprendimiento de la retina.

Como regla general, si usted nota algunos puntos pequeños, hebras o "insectos" que van y vienen dependiendo de lo cansado que esté usted o bajo qué tipo de iluminación se encuentre, se trata de cuerpos flotantes normales. Pero si repentinamente ve destellos de luz, conjuntos de cuerpos flotantes, vaho en movimiento o una cortina que cubre parte de su visión, lo mejor será que concurra al profesional de la visión, a una sala de emergencias o un centro de atención médica de urgencias lo antes posible. Le dilatarán las pupilas para ver qué está sucediendo dentro de sus ojos y para asegurarse de que reciba tratamiento en caso de necesitarlo.

La mayor parte de los desprendimientos de retina pueden ser atendidos si se tratan a tiempo. Si se ignoran los desprendimientos de retina, sin embargo, pueden llevar a una pérdida de visión e incluso a la ceguera.

Consejo rápido:La mayoría de los desprendimientos vítreos que crean manchas y cuerpos flotantes deben ser controlados. Usted no tiene forma de saber si tiene un desprendimiento vítreo o un desprendimiento de retina, que es mucho más grave. Por lo que, en ambos casos, asegúrese de ver un médico.

Objeto extraño (algo en el ojo)

Si algo entra en su ojo, parecería ser una emergencia, y con frecuencia lo es. Ya sea que una partícula de metal, una espina, rama u objeto punzante haya invadido su ojo, es fundamental que vea a un médico, concurra a una sala de emergencia o a un centro de atención médica de urgencias de forma inmediata.

No frote su ojo ni intente extraer lo que tenga en él. Podría causar más daños. Sujete un cono de papel (o un protector ocular si tiene uno) con cinta adhesiva, flojo, sobre el ojo y solicite ayuda.

Consejo rápido:Al mismo tiempo, seamos prácticos. No todo lo que penetra en los ojos es grave. Todos tenemos trocitos de algo en nuestros ojos, en algún momento. Si sabe que solo se trata de un poco de polvo que irrita el ojo, puede probar a enjuagarlo con solución salina o usar gotas oftálmicas lubricantes. Si puede, intente doblar su párpado hacia afuera y ver si puede quitar la partícula. Si ninguna de estas soluciones funciona, entonces deberá dirigirse al médico.

Para conocer más detalles sobre problemas oculares y síntomas relacionados, visite la Página principal sobre condiciones oculares de AllAboutVision.com.

Volver al inicio

Página actualizada en Pág. actualizada en enero de 2018