Inicio Cuidado ocular Visión deportiva  | In English

Gafas de esquí: Guía del comprador para esquiadores y practicantes de snowboard

mujer con gafas de esquí

Para encontrar las gafas de esquí que mejor se le ajusten, que tengan el mejor color del lente y con el mejor precio para sus necesidades, siga estos 12 consejos:

1. Compre las gafas antes de ir a la montaña.

Pruebe en una tienda de artículos deportivos bien surtida, una tienda de esquí y snowboard o una tienda óptica especializada. Probablemente pagará menos y tendrá más tiempo para tomar una decisión inteligente.

No compre en un complejo turístico de esquí excepto si no le queda más remedio. Hay excepciones, pero en muchos complejos turísticos la selección es limitada y los precios están inflados.

2. Haga preguntas.

Hay tantos productos y características distintas que elegir puede ser difícil. Necesita un vendedor que las haya usado y que sepa qué gafas funcionan mejor en cada situación.

Si el vendedor parece poco informado o no puede responder a las preguntas, pruebe en una tienda distinta.

También puede comprar en internet. La mayoría de los grandes fabricantes de gafas para la nieve proporcionan muchos datos sobre el producto en sus sitios web.

3. Tómese su tiempo y pruebes todas las gafas que pueda.

Y sáquelas a la calle (con el permiso del vendedor), para ver qué tal funcionan los lentes con luz natural.

Si va a comprar gafas con lentes transparentes para el esquí nocturno, pruébelas en una habitación oscura con una bombilla encendida. Tiene que asegurarse de que no se produzca distorsión ni destello cuando mire las luces por el sendero o el halfpipe.

No tome una decisión corriendo, porque el equipo equivocado puede arruinar su tiempo en la nieve.

4. Elija el tinte correcto del lente.

El tiempo, el terreno y la actividad son factores importantes a la hora de elegir el tinte de las gafas. Piense en dónde suele ir a esquiar o a hacer snowboard: ¿Hace sol en la montaña por la mañana, por la tarde o todo el día? ¿Le gustan los senderos suaves o zonas más difíciles como montículos (moguls), snowparks y árboles?

Su objetivo es conseguir el tinte que proporcionará una buena combinación de definición del color, contraste, percepción de la profundidad y protección contra la fatiga ocular, todo ello con la transmisión de luz visible (VLT) adecuada para sus condiciones de luz.

Un número bajo de VLT (como 15 %) significa menos fatiga ocular en días soleados y un número alto de VLT (como 70 %) significa mejor percepción del color y la profundidad en días de poca luz.

  • Con poca luz y niebla, los lentes amarillos, dorados y ámbar filtran la luz azul, enfatizando las sombras en la nieve para que pueda ver mejor los baches. También funcionan bien en condiciones de luz moderadas y variables.

  • Los lentes rosa claro y cobre rosa también son excelentes en días con poca luz.

  • Con luz brillante, tintes oscuros como cobre, marrón oscuro, gris oscuro y verde oscuro mantendrán sus ojos más cómodos al tiempo que incrementan el contraste. Los lentes grises también son buenos para ver los colores verdaderos.

  • Un revestimiento de espejo (o "destello") mejora la eficacia de los lentes tintados al reflejar la luz del sol para que no penetre en el lente. Esto reduce el VLT del lente y lo convierte en una excelente opción para los días soleados.

  • Para la puesta de sol y la noche, utilice únicamente lentes transparentes, ya que tienen el VLT más alto y permiten que entre mayor cantidad de luz en sus ojos.

  • Considere gafas con lentes fotocromáticos, que automáticamente se vuelven más claros o más oscuros a medida que cambia la luz. Normalmente están disponibles en gris o marrón.

  • Los lentes intercambiables se están haciendo más comunes en las gafas de esquí y las gafas de sol deportivas. Le permiten cambiar de lentes cuando las condiciones de luz cambian.

Expandable

Consulte las tablas de colores de los lentes en los sitios web de fabricantes de gafas de esquí. Puede ser difícil elegir entre los muchos lentes actualmente disponibles, pero las tablas de los fabricantes suelen especificar la cantidad de VLT que proporcionan los tintes y con qué condiciones de luz funcionan mejor.

De hecho, cuando elija unas gafas de esquí, observe antes las características de los lentes. Los lentes son la parte más importante, y todo lo demás es o el sistema de apoyo o una afirmación de moda.

5. Proteja sus ojos contra el destello.

Los lentes polarizados reducen el destello de la luz solar que se refleja en las laderas y son excelentes cuando hay mucha luz. Aunque tal vez no sean ideales cuando se acerca el final del día, cuando aparecen largas sombras en la nieve, porque suelen fabricarse con un tinte más oscuro que la mayoría de las gafas de sol.

6. Insista en la protección contra la luz ultravioleta.

Los rayos UVA y UVB son los más importantes contra los que hay que protegerse. Demasiada exposición a los rayos UV durante un tiempo reducido puede provocarle una dolorosa quemadura solar en sus ojos, denominada fotoqueratitis. Los rayos UV durante mucho tiempo pueden dañar sus ojos de manera permanente y pueden conducir a cataratas, y otras afecciones oculares. Busque gafas de protección y gafas de sol que bloqueen el 100 % de los rayos ultravioleta, que rebotan en la nieve y llegan a sus ojos, incluso en días nublados.

7. Busque buena visión periférica.

Los modelos con perfil bajo tienden a ajustarse mejor al casco y parecer más a la moda que los modelos tradicionales con lentes grandes. Si elige la apariencia de perfil bajo, asegúrese de tener suficiente visión periférica (lateral): algunas gafas no proporcionan toda la visibilidad que necesita.

Lo ideal sería que pueda ver 180 grados de lado a lado para ayudarle a evitar a esquiadores y practicantes de snowboard. Si prefiere gafas de sol, elija un modelo envolvente con la menor distorsión posible en los laterales.

8. Asegúrese de que las gafas de protección le quedan bien.

Tómese el tiempo necesario para ajustar la correa para que se adapten bien a su cabeza. Si es muy difícil ajustar la correa, o si la hebilla no se queda donde la colocó, trate otra vez.

Asegúrese de que podrá colocar las gafas con o sin casco. Incluso si ahora no usa un casco, tal vez lo haga en el futuro.

Algunos modelos de gafas tienen hebillas más suaves y de goma que no se clavan en el cuero cabelludo. Las bandas más anchas suelen ser más cómodas que las estrechas, y los insertos de espuma evitan el paso de viento, hielo y suciedad. La espuma debe ser suficientemente gruesa como para ayudar a amortiguar contra su cara, pero no tan densa como para que sus lentes se empañen. El vendedor debe poder ayudarle a decidir.

Si tiene pómulos altos o un puente nasal poco profundo, considere unas gafas con la designación de "ajuste asiático". Los fabricantes también producen gafas de protección para caras estrechas y extra-anchas.

Si usa gafas, asegúrese de que las gafas de protección se ajustan sobre ellas: algunas gafas de protección están diseñadas específicamente para ello.

Muchas tiendas de óptica, en especial las que están cerca de zonas de esquí, harán insertos de prescripción en las gafas de protección, para que no necesite las gafas en absoluto. No obstante, las gafas de sol y las gafas de esquí envolventes no siempre pueden aceptar cristales graduados debido a la extrema curvatura de la montura. Un profesional del cuidado ocular sabrá qué monturas se pueden prescribir y podrá pedirlas y ajustarlas para usted.

9. Busque características antivaho.

Elija gafas con lentes dobles que eviten que se forme condensación cuando el aire caliente de su aliento entre en contacto con los lentes fríos. El revestimiento antivaho en el interior de las gafas ayuda, y además, los respiraderos en los laterales, arriba y abajo, sacan el aire caliente del interior de las gafas.

Los respiraderos más amplios tienden a prevenir que se empañen las gafas mejor que los respiraderos estrechos o los pequeños agujeros de ventilación, pero con más exposición al aire exterior, lo que también facilita que su cara se enfríe.

Al menos dos fabricantes tienen gafas con pequeños ventiladores: introducen aire a través de un conjunto de respiraderos y lo expulsan a través de otro. Los ventiladores son ligeros, pero necesitan una batería AAA.

10. Haga que la seguridad sea una prioridad.

La mayoría de las gafas de sol y de protección para deportes de invierno de alta velocidad tienen lentes de policarbonato, que son mucho más resistentes a los impactos que el plástico normal. Si consigue insertos con prescripción querrá que también se elaboren con policarbonato.

Cuanto más flexibles sean la montura y el lente, menos probable es que el lente se rompa o se salte en una mala caída. Los insertos de espuma en todos los puntos de impacto son importantes. Ahora, algunos fabricantes utilizan el forro polar como relleno; es cálido y amortiguador, y hace un buen trabajo para absorber el sudor de su piel si se calienta demasiado.

Para la montura de las gafas de sol, busque materiales de policarbonato u otro material resistente a los impactos en vez de metales. Las piezas nasales y los auriculares de goma ajustables las mantendrán mejor colocadas cuando se enfrente a golpes y pueden ser más cómodas que los materiales de plástico duro que no se ajustan.

11. Busque características especiales.

Un revestimiento resistente a los arañazos ayudará para que sus gafas de sol y de protección duren más tiempo, en especial si le gustan las pistas de esquí donde hay mucha maleza o tiende a caerse mucho. Mantenga siempre sus gafas en una bolsa blanda o en un estuche forrado cuando no las use.

Expandable

Algunas gafas de esquí tienen protectores nasales diseñados para mantenerle caliente y proteger su nariz en caso de una caída. Sin embargo, una nariz caliente puede contribuir al empañamiento, y caerse sobre una protección de nariz dura puede ser tan malo para su nariz como caerse en la superficie de la nieve. Así que considere su estilo de esquí antes de comprar este tipo de gafas de protección.

Algunas gafas de protección ofrecen la capacidad de sacar fotos y grabar vídeos, además de un GPS incorporado que le permite hacer un seguimiento de su velocidad, altitud, ubicación, estadísticas de saltos y mucho más, todo ello en tiempo real.

Y si es muy tiquismiquis sobre el aspecto de sus gafas de protección, considere la posibilidad de personalizar un par eligiendo el color de la montura, el patrón de la correa, el tinte de los lentes y mucho más. De hecho, algunos fabricantes llegarán incluso a grabar las letras que elija en las gafas.

12. Comprenda la garantía y política de devoluciones.

Muchas tiendas solo aceptarán devoluciones de gafas de protección sin dañar. Si se produce algún rasguño en las gafas, algunos fabricantes se las reemplazarán (normalmente a cambio de una tarifa) si les envía las gafas de sol o de protección.

Una vez que encuentre un nuevo par de gafas de esquí, aún es importante que lleve el par viejo la primera vez que salga. De esa forma tendrá un par de reserva para el resto del día si hay algún problema con las nuevas.

Find Eye Doctor

Programe un examen

Encontrar oculista